Última Hora
Activismo, exilio y un Premio Nóbel, la vida del guatemalteco Miguel Ángel Asturias
Activismo, exilio y un Premio Nóbel, la vida del guatemalteco Miguel Ángel Asturias

Activismo, exilio y un Premio Nóbel, la vida del guatemalteco Miguel Ángel Asturias

Guatemala (NM) –   Poeta, narrador, dramaturgo, periodista, activista y diplomático. Así era Miguel Ángel Asturias, premio nobel de literatura en 1967, que fallecía a los 74 años el 9 de junio de 1974.

Nacido en Guatemala en 1899, es considerado uno de los protagonistas de la literatura hispanoamericana del siglo XX. Partícipe activo de la lucha contra el dictador Estrada Cabrera, como parte de’La Tribuna del Partido Unionista, pronto dejó su país natal rumbo a Europa.

Antes de marchar, había fundado en 1922 junto con un grupo de universitarias la Universidad Popular, un proyecto comunitario según el cual “la clase media se anima a contribuir al bienestar general, mediante la enseñanza de cursos gratuitos para los más desfavorecidos”, institución que fue cerrada en 1933 por el dictador guatemalteco Jorge Ubico.

Regresó a Guatemala ese mismo año, donde ejerció la docencia universitaria y fundó el Diario del Aire, primer radio periódico del país.

En 1942 fue elegido diputado al Congreso Nacional. Tras la caída del régimen de Jorge Ubico y la elección del presidente Juan José Arévalo en 1944, Asturias comenzó una carrera diplomática en 1946, sin dejar de escribir durante su servicio en varios países de América Central y América del Sur. Su trayectoria como diplomático le llevó a Buenos Aires en 1947 y a París en 1952.

El escritor trató de apoyar al Gobierno de Jacobo Arbenz –el sucesor electo del presidente Juan José Arévalo–, pero cuando éste cayó, el nuevo Gobierno de Carlos Castillo Armas le despojó de su nacionalidad guatemalteca y le expulsó del país, exiliándose en Buenos Aires, Chile y Europa.

La década de los 60 fue mucho más satisfactoria para el autor, pues en 1966 el presidente electo de Guatemala Julio César Méndez Montenegro permitió que volviera a su país, fue nombrado embajador en Francia y, en el 67, recibió el Premio Nóbel de Literatura.

Asturias pasó sus últimos años en Madrid, donde murió de cáncer el 9 de junio de 1974, aunque fue enterrado en París.

LA OBRA DE ASTURIAS

Su primera gran obra es ‘Leyendas de Guatemala’ (1930), conjunto de relatos que apareció en París y que pertenece a su primer ciclo junto con ‘El Señor Presidente’ (1946) –cuyo eje principal es la vida en Guatemala durante la dictadura de Estrada Cabrera– y ‘Hombres de maíz’ (1949).

Otras novelas destacadas son ‘Los ojos enterrados’ (1960), ‘Viernes de dolores'(1972). Entre sus cuentos, algunos a reseñar son ‘Leyendas de Guatemala’ (1930), ‘Week-end en Guatemala’ (1956) o ‘Tres de cuatro soles’ (1971).

También hizo varias obras de teatro como ‘Soluna; comedia prodigiosa en dos jornadas y un final’ (1955), o ‘El Rey de la Altaneria’ (1968).

Aparte de en estos géneros, el guatemalteco también trabajó la poesía y el ensayo.

 

Publicidad:

Sobre Editor Diario-Digital

Mira También

Romario

Roban el teléfono de la hija de Romario y publican video de ella desnuda

Brasil, — 21 de Jul. (IBAE) • La hija del ex futbolista brasileño Romario fue víctima de …

Inline
Inline