Última Hora
Los 10 mejores chefs de Iberoamérica
Los 10 mejores chefs de Iberoamérica

Los 10 mejores chefs de Iberoamérica

(NM)   Si en algo es rica Iberoamérica es en su diversidad cultural que, entre otras cosas se ve muy bien reflejada en la gastronomía de todas las regiones, ya que cada pueblo tiene unas materias primas, una tradición y unos orígenes. Y es que la cocina latinoamericana no es más que el resultado de esa mezcla de elementos étnicos, culturales, naturales o sociales que dan como resultado una verdadera explosión de color y sabor.

Y es que, tanto la cocina mexicana, peruana o chilena, tienen en sus fogones a grandes cocineros que se encargan de llevar al máximo esplendor todo lo que cocinan. Muchos de ellos, de origen iberoamericano, han triunfado tanto internacionalmente como dentro sus fronteras, a continuación os mostramos una lista de los 10 mejores chefs latinoamericanos.

1. VIRGILIO MARTÍNEZ   

Este empresario y chef peruano, es uno de los mayores representantes de la nueva generación gastronómica de Perú. Virgilio Martínez, conocido por el uso de ingredientes nacionales y por su estilo de ‘cocina de mercado’ o ‘cocina de autor’, actualmente es propietario de uno de los restaurantes más importantes del país, Central.

Martínez, licenciado en Alta Cocina en Le Cordon Bleu de Ottawa (Canadá), ha trabajado en prestigiosos restaurantes de todo el mundo como el Four Seasons Hotel de Singapur; Lutèce, ubicado en el distrito de Manhattan de Nueva York; Can Fabes de San Celoni; y Astrid & Gastón de Bogotá y de Madrid.

Este artista de los fogones opta por aproximarse a la gran diversidad de los ingredientes de un modo similar al que utilizaron los pueblos del Ande en tiempos prehispánicos, a través del control vertical de pisos ecológicos. Para ello viaja con el fin de encontrar nuevos ingredientes que aporten más riqueza a la cocina local.

2. RODOLFO GUZMÁN

Después de haber formado parte de importantes restaurantes tanto en Chile como en Europa, además de haber pasado por todos los puestos de una cocina, este chileno decidió montar su propio negocio a finales de 2006, el restaurante Boragó, del que es chef.

En el citado local Guzmán lleva a cabo una cocina basada en la estacionalidad remarcada del territorio chileno que se basa en productos del mar, bosques, valles y montañas, respetando lo que el suelo es capaz de entregar.

Además, Guzmán, junto a su equipo, se ha dedicado a documentar los usos y propiedades de la denominada despensa endémica chilena, que consiste en trabajar con productos que crecen únicamente en una zona determinada de un país.

Este proyecto ha impulsado una fuerte colaboración en la que hoy existen más de 200 personas que trabajan, entre comunidades recolectoras y pequeños productores a lo largo de todo Chile.

3. ALEX ATALA 

De origen brasileño, Alex Atala, además de ser un cocinero enamorado de su trabajo y su país, es también Dj, pintor y todo un trotamundos. A los 17 años se empeñó en vivir en Europa, y para ello tuvo que trabajar en Bruselas pintando casas y apuntándose a un curso de cocina para que su visado de turista no caducase.

Allí fue donde este jefe de cocina, descubrió su pasión por los fogones y comenzó a adentrarse en el universo culinario y a convertirse en un respetado chef.

Fue el primer latinoamericano invitado a dar clases en Le Cordon Bleu de París; además, ha viajado varias veces por las tierras del Amazonas, donde ha adquirido un gran conocimiento de los ingredientes que le ha llevado a conseguir una enorme sabiduría a la hora de mezclarlos con otros muchos productos del país carioca.

Esta fusión ha obtenido el beneplácito de los habitantes de una ciudad como São Paulo, donde regenta el restaurante D.O.M que es uno de los más visitados de Brasil y se caracteriza por su sabrosa cocina y su diseño sutil y moderno.

Algunos de sus platos estrella son el arraya con emulsión de sambuca y almendras, o el stinco de cordero con puré de cará.

4. JORGE VALLEJO   

El mexicano Jorge Vallejo, tras estudiar Gastronomía, comenzó un largo periplo en el mar como chef en los cruceros Princess, en rutas por el Caribe, el Atlántico, el Báltico, Alaska, Sudamérica y la Antártica.

De vuelta a México, Vallejo formó parte del equipo del restaurante Pujol y fue chef corporativo de Grupo Habita, donde dirigió las cocinas del Condesa DF, Habita y Distrito Capital. En 2010 se convirtió en chef ejecutivo del Restaurante Diana del Hotel St. Regis Mexico City.

Después de haber ganado una gran experiencia, Vallejo abrió junto a su esposa, Alejandra Flores, un restaurante propio en la ciudad capitalina de Ciudad de México, Quintonil, que en apenas dos años se ha consolidado como un referente de la nueva cocina mexicana contemporánea.

5. GERMÁN MARTITEGUI  

El cocinero argentino Germán Martitegui, actualmente, es dueño de su propio restaurante Tegui, uno de los mejores de Latinoamérica, e integra junto con el francés Christophe Krywonis y el italiano Donato de Santis el jurado del programa de televisión MasterChef en Argentina.

Martitegui estudió Relaciones Internacionales y Comercio Exterior en la Universidad de El Salvador, fue asistente de la chef Beatriz Chomnalez y a los 19 años comenzó a trabajar en la cocina del hotel La Cascada de Bariloche donde lo hizo por casi dos años. Después el dueño de Tegui se trasladó Francia y Los Ángeles, con el fin de aprender nuevos usos de cocina.

Para este chef argentino la comida está en todos los ámbitos y atraviesa todas las clases sociales, y “me parece que eso puede unir pueblos y países” según señaló en una entrevista con el diario ‘La Nación’.

Con el objetivo de aportar su grano de arena a la identidad local, Martitegui opina que la carne “es una de las grandes maldiciones” de la alimentación Argentina, no por su calidad, de la cual está muy orgulloso, sino porque, con este tipo de productos de tanta excelencia, “todo lo demás pasa a segundo plano”.

6. ALEJANDRO MORALES

Este cocinero uruguayo, de 41 años y oriundo de la localidad de San Bautista, llegó a uno de los restaurantes más importantes del país en 2001, La Huella, situado en uno de los lugares más privilegiados de Uruguay, Playa Brava José Ignacio, con la ambición de aprender, y hoy en día es la estrella de su cocina.

Morales es amante de la cocina casera y simple pero a su vez muy académico, sigue los procesos históricos, aunque es necesatiamente rebuscado. Para La Huella fue importante que tuviera esa afinidad con la cocina simple, porque siempre buscaron servir buenas milanesas, rabas y unos mejillones a la provenzal decentes.

Este uruguayo define su cocina como chacrera y canaria refiriéndose a la huerta, al cerdo, a la carneada, y en general a la producción doméstica de alimentos. Según ha indicado en muchas ocasiones “este es mi sueño, creo que en Uruguay debería habilitarse la chacinería en los restaurantes, deberíamos poder criar chanchitos y hacer salchichones”.

7. ROBERTA SUDBRACK

Esta brasileña lidera un restaurante que lleva su nombre en Río de Janeiro, desde su apertura en 2008, ha perfeccionado su cocina hasta convertirse en una de las chefs más importantes de América Latina. Su estilo radica en la utilización de ingredientes y técnicas tradicionales de Brasil, pero de una forma distinta a otras por su visión e inspiración contemporánea.

Sudbrack ha sido galardonada con el premio Veuve Clicquot a la mejor chef femenina de América Latina 2015, un galardón que forma parte del programa de Los 50 Mejores Restaurantes de América Latina. La simplicidad es su inspiración para todo, la base de una cocina moderna pero muy conectada a lo cotidiano.

Ella es de Río Grande do Sul, pero fue criada por sus abuelos en Minas Gerais, “un estado donde para mí está la esencia de la cocina brasileña, muy conectada con el fuego, con la piedra, con las cosas de la tierra”, dice la chef que suma 16 años en las cocinas, aunque quiso ser veterinaria y estudiar en Estados Unidos.

8. HARRY SASSON

El colombiano Harry Sasson ha sido catalogado como uno de los mejores en su rama y su nombre es identificado con buenos restaurantes y con productos de calidad, y es que el restaurante que regenta en la capital de Colombia, lleva su nombre.

Al terminar su carrera profesional y sus prácticas en el Hotel Hilton de Bogotá, Harry viajó a Canadá con el objetivo de aprender más, trabajar con grandes chefs quienes le abrieron los ojos y le hicieron volver a su país con una visión clara de lo que quería.

Sasson, que contaba con el apoyo de su familia, puso en práctica su idea y sin pensarlo dos veces se lanzó, y en lo que hoy es conocido como la Zona T de Bogotá, montó su  primer restaurante, el “H.Sasson – Wok & Satay Bar”.

9. CARLOS GARCÍA

El venezolano Carlos García cursó los estudios de cocina en la Escuela de Hosterlería Hoffman, en Barcelona (España). En 1996 comenzó su carrera, realizó prácticas en importantes restaurantes españoles como El Bulli o el Celler de Can Roca entre otros.

De vuelta en Venezuela, García comenzó abriéndose camino en varios locales hasta hacerse chef de un conocido restaurante llamado Malabar, donde alcanzó gran reconocimiento y respeto en Caracas con una propuesta de cocina internacional creativa.

A finales de 2007, García abrió su propio restaurante, Alto, que sirve sabores venezolanos sobre mantel largo, en una propuesta que hace de la mesa un punto de encuentro social.

Este chef interpreta su territorio incorporando ingredientes locales representativos, estableciendo una relación directa con productores locales. El cacao constituye una de sus mayores obsesiones, convencido del valor y la calidad del grano criollo venezolano, dedica parte importante de su trabajo a promoverlo como ingrediente esencial.

10.MITSUHARU TSMURA

Este chef natural de Perú con orígenes japoneses, lo que en el país denominan ‘nikkei’,heredó su pasión por la cocina por su abuela, a quien, a penas llegó a conocer.

Mitsuharu se graduó en artes culinarias por la Universidad de Providence, en Rhode Island, EEUU. Cuando volvió a Lima, quiso abrir su propio restaurante de sushi, sin tener nada de experiencia, hasta que su padre, de origen japonés, le puso los pies en la tierra.

Gracias a ello Mitsuharu viajó al país nipón (Japón) donde se empapó de una cultura completamente diferente a la suya, a pesar de tener orígenes japoneses.

Años después y gracias al apoyo y colaboración de su padre abrió su propio restaurante de sushi, Maido, con un concepto japonés y peruano, ya que esas son sus raíces, y todo lo que ofrece proviene de su imaginación, alimentada por sus recuerdos y nuevas experiencias.

Publicidad:

Sobre Editor Diario-Digital

Mira También

Romario

Roban el teléfono de la hija de Romario y publican video de ella desnuda

Brasil, — 21 de Jul. (IBAE) • La hija del ex futbolista brasileño Romario fue víctima de …

Inline
Inline